Patrcik Fénelon, un ciudadano francés, recibió una notificación por parte de la oficina de Hacienda francesa por una deuda de 429 euros en impuestos. Fénelon afirmaba que la multa era un error, ya que había usado un cheque para pagar 4 impuestos distintos. En represalia por lo que consideraba es error, decidió pagar esa deuda con monedas en denominaciones de 1,2, y 5 céntimos de Euro. El dinero se reunió en un costal y llegó a tener un peso de 50 kilos. Mala idea no es.

http://ecodiario.eleconomista.es/eur...-Hacienda.html