Este remedio es totalmente natural pero increíblemente efectivo. Se los digo porque a mí me quitó del reflujo que sufría en menos de dos semanas.

Necesitan:

Jugo de aloe vera:

aloe-vera-juice.jpg

Enzimas de papaya:

41xO4DqiMaL._SL500_AA300_.jpg

Pasos a seguir:

1. Al menos durante las primeras semanas de tratamiento, la dieta debe ser modificada radicalmente. ¿Qué significa esto? Hay que deshacerse de lo siguiente:
  • carnes rojas en exceso (una vez por semana está bien, en cantidades pequeñas)
  • comida rápida, muy grasosa o pre-cocinada
  • quesos, lácteos en su mayoría (se puede reemplazar la leche con leche de almendra o soya)
  • raciones excesivamente grandes/pesadas; hay que reducir las raciones de comida
  • cualquier irritante del tejido estomacal: alcohol, café, comida picante, etc.


2. Por el contrario, debemos incluir esto en nuestra nueva dieta:

  • frutas y verduras para complementar las raciones pequeñas. En lo que concierne a las frutas, hay que asegurarnos que éstas no sean muy ácidas, como las manzanas, por ejemplo. Mango, papaya, plátanos (bien maduros para que no sean tan ácidos) son ampliamente recomendables.
  • comidas con bajo contenido de grasa y aceite (caldos y sopas por ejemplo)
  • alimentos con mucha fibra (como los frijoles)
  • muchos líquidos, sobre todo durante la comida


Ahora bien, con estos pre requisitos en mente, utilizaremos el aloe y la papaya de la siguiente manera.

Aloe juice: el aloe juice será tu mejor amigo para ayudar a calmar y sanar la irritación de los tejidos estomacales. Se deberá tomar tres veces al día. No se requiere tomar mucho, con que tomen el equivalente a dos "shots", en una de esas copitas para los shots de tequila, será suficiente. Lo podrán tomar en el siguiente ordén: Dos shots por la mañana, antes del desayuno; dos shots por la tarde, después de la comida; finalmente, dos shots por la noche, antes de ir a dormir. También se puede tomar según se requiera si hay mucha acidez/molestias estomacales.

Enzimas de papaya: las enzimas de papaya ayudan a digerir mejor los alimentos y romper los nutrientes y vitaminas que hay en éstos para facilitar su digestión. Esto es clave para combatir el reflujo ácido y se tiene que complementar con el uso del jugo de aloe. Para tomar las enzimas de papaya se puede hacer de la siguiente manera: Después de cada comida, si la porción ingerida fue pequeña, tomar una o dos máximo. Después del desayuno por ejemplo se puede tomar dos; después del almuerzo otras dos, y si la ingestima de alimentos es muy grande o pesada, se puede tomar hasta tres. En la cena también se puede tomar dos o tres dependiendo de la cantidad de alimento consumido.

Las enzimas de papaya generalmente son pastillas masticables con sabor a menta, así que no es necesario pasarlas. Solo se mastican en la boca.

Rinse and repeat hasta que los síntomas mejoren. Si acompañan estas indicaciones con la dieta sugerida, el progreso se notará muchísimo más rápido.

¡Suerte!