• Matemáticos reconocidos poco conocidos

    Karl Weierstraß
    (1815 - 1897)

    Maestro de Cantor, Runge,  Schwarz  y de toda una generación de matemáticos alemanes, Weierstrass es el responsable de uno de los métodos más efectivos en Cálculo: el método épsilon (nombrado así pues su notación utiliza la letra griega ε). Gracias a este método se pudieron probar varios teoremas fundamentales para el fundamento de la matemática infinitesimal lo que a la postre permitió varios de los desarrollos tecnológicos de la actualidad.

    Nacido en Ostenfelde, Westphalia (ahora parte de Alemania) , en 1828, al establecerse su familia en Paderborn, ingresó al Gimnasio Católico (institución equivalente a la educación media superior) y paso mucho de su tiempo leyendo el Journal of Pure and Applied Mathematics,  que era la revista matemática líder en Europa.  

    Mientras era profesor en el Instituto Industrial de Berlín, Weierstrass desarrollo una de las más grandes ideas matemáticas hasta el momento.  En su “Introducción al Análisis” druante los años 1859-1860, dio al mundo una rigurosa metodología para que los matemáticos trabajaran con la noción de secuencias infinitas o series que alcanzaban un límite. 

    Hasta ese momento, mucho del desarrollo del cálculo Newtoniano se basaba en ideas, nociones que se sabían verdad pero no se habían demostrado rigurosamente. El concepto de “límite infinito” aplicado a variables fijas, como en la expresión “n tiende a infinito” no se sabía realmente su significado formal.  El método épsilon resolvió esto.

    Weierstrass razonó: En lugar de que el límite estuviera definido para n como el proceso de alcanzar el infinito, por qué no definimos una secuencia infinita que tenga un límite si para cualquier épsilon  ε, siempre puedes encontrar un entero n tal que para todos los enteros m>=n, el emésimo término de la secuencia siempre estuviera a ε del límite.

    Entre los conceptos que gracias al método épsilon se pudieron formalizar se encuentran:
    + El concepto de continuidad , pieza clave para el desarrollo de la ciencia
    + El teorema de Weierstraß que trata sobre máximos y mínimos locales, y
    + Teorema de Bolzano-Weierstrass , otra pieza fundamental en la construcción de los ladrillos fundamentales del cálculo: los números Reales.

    Mucho le debe la humanidad a este gigante Alemán de las matemáticas.

  • Lituma en Los Andes


    En el año 1993 Mario Vargas Llosa publica su novela "Lituma en los Andes", por la que obtiene el Premio Planeta.

    Como antecedente podemos comentar que, en 1983, Mario Vargas Llosa es llamado por el Presidente del Perú en aquel entonces, Fernando Belaunde Terry, para presidir la Comisión de Uchuraccay, que tiene por objeto la Investigación del asesinato de ocho periodistas a manos de los elementos del grupo maoista llamado Sendero Luminoso, que en esos años hizo su aparición en la sierra del Perú.

    Al final de la Investigación se demostró que los periodistas habían sido asesinados por los habitantes del llamado pueblo Uchuraccay, al confundir las cámaras fotográficas con ametralladoras y fusiles.

    Esto que parece incomprensible -en esta época- era todavía una realidad en los momentos en que fue concebida la novela. Es una muestra de lo que sucede o sucedía en pueblos apartados del centralismo y progreso de la capital, lo cuales van avanzando en cuanto a progreso en forma de apertura de minas o carreteras donde se utiliza al indígena como mano de obra, pero que en realidad la sociedad ni el gobierno hacen nada por integrarlos a base de una educación que les permita acceder a una no sé si mejor, pero más acorde forma de vida en relación con sus contemporaneos.

    La novela esta situada en tiempo y espacio precisamente en ese ámbito. Es en plena época del terrorismo de Sendero Luminoso.

    Los personajes son dos miembros del cuerpo de policía, destacados en un pueblo minero llamado Naccos en medio de los departamentos del Cuzco y Junin en los Andes peruanos. En un puesto Policial el Cabo Lituma y su adjunto Tomas Carreño están destacados además de representar a la autoridad policial, están investigando la desaparición misteriosa de tres personas.

    Nos retrata las dificultades de supervivencia en un medio hostil, no sólo por la amenaza de los terroristas que hacen incursiones periódicas a los pueblos de la sierra, ya sea para reclutar gente o para ajusticiar a los que ellos llaman enemigos del pueblo.
    Sino por la hostilidad manifiesta de los pobladores serranos hacia los foráneos, sobre todo si son de la costa y mucho más siendo policías.

    Cabe destacar que el personaje central en esta novela que podría entrar dentro del marco indigenista ya que se centra sobre las costumbres y ritos ancestrales de los pobladores andinos, es un hombre de la costa del Perú.

    Lituma, que se encuentra destacado en la Sierra como medida de castigo, por alguna razón que no se explica en la novela, pero a la que el alude como una reflexión fatalista que lo ha llevado a su último destino, porque está seguro que no saldrá vivo de ese poblado.

    Tomás Carreño es un hombre de los Andes también, aunque bastante "acriollado" ya que vivió muchos años en Lima.

    El lado humano contrasta con el ambiente de muerte y soledad que se respira en la novela, la cual está completamente ambientada en esa parte de los Andes del Perú, y con la magistral pluma de Vargas Llosa es como si estuviésemos viviendo ahí.

    El lado humano es el amor total de Carreño por Meche, una mujer que conoce mientras el era guardaespaldas de un capo de la Mafia y al que asesina cuando lo ve golpear a su amante de ocasión (Meche). Esto los une y los hace huir de un poblado de la selva del Perú. Los une el miedo a ser descubiertos y asesinados.

    Pasan una serie de peripecias y llegan a Lima donde consuman su relación y Tomas queda perdidamente enamorado de Meche, la cual lo abandona dejando una huella en el de la que no se quiere desprender.

    Todo esto lo sabemos en las noches de Naccos donde Carreño le cuenta su historia a Lituma.

    El lenguaje es característico de los pobladores de la costa peruana y es muy refrescante en medio de todo el horror que se vive por el mutismo, lo hermético y ladino que pinta Vargas Llosa al hombre andino.

    Estas características son ancestrales y no creo que ningún escritor indigenista por muy pro–andino que se muestre puede ignorarlas, pues estaría ignorando la real idiosincrasia del indígena serrano.

    Vemos la crueldad irracional de los militantes de sendero, indígenas como ellos a los que el odio y el miedo los hizo tomar las armas y dirigirlas contra el que se atravesara en su camino, por el simple hecho de existir.

    Como el asesinato de turistas extranjeros que llegan al Perú en un afán de conocerlo o de estudiarlo y ayudar en la difusión de su cultura, en el extranjero.

    Es un retrato ni siquiera muy descarnado de la realidad que se vivió en esas épocas en el Perú.

    Vargas Llosa ha sido criticado por lo que han dado algunos críticos en llamar la fecalización de la cultura andina, como si Vargas Llosa fuera el inventor de una lamentable realidad y el atraso de pueblos enteros dentro del conglomerado uniforme del Indigenismo andino.

    Vargas Llosa de una manera extraordinaria, como siempre, hace una radiografía de la idiosincrasia del poblador Andino, de sus costumbres, de sus ritos atávicos, en general nos presenta, a la vez que una trama interesante como en todas sus novelas, una visión de ese Perú desconocido, aún para los mismos peruanos.

    Sectores de la población que siguen siendo tan cerrados al avance del progreso en el aspecto cultural que tal vez eso mismo los preserva de un manera ingenua y terrible; y que culmina en el dramatismo que nos muestra esta novela.

    Ya que Vargas Llosa demuestra que, a través de la historia ,se ha preservado mucho la idea de que entre los pobladores Pre-hispanicos del Perú no existía ni la crueldad ni los sacrificios humanos y menos la antropofagia.

    Eso fue como una consigna tácita entre escritores peruanos e investigadores extranjeros.

    Lo cual no es cierto y él lo demuestra en esta novela.
    Los pobladores siguen venerando los elementos y por una tradición ancestral propia de los Huancas y Chancas, primitivos pobladores de esa región Junin; por cada puente que se tendiera por cada piedra que se tumbara tenían que hacer sacrificios humanos a los “Apus” que eran los elementos de la naturaleza.

    Costumbre que seguían conservando y que los avergonzaba y mantenía unidos en una consigna de silencio e ignominia.
    Pero que no iban a permitir que fuese ni violentada ni descubierta aunque eso conllevara mas asesinatos llamados ofrendas.

    Tiene un final afortunado para los dos policías, pero que nos deja una tristeza enorme por una realidad que se refleja una vez más en esta novela de Mario Vargas Llosa y que nos mimetiza con el paisaje y sus pobladores aunque sea por un momento.

    Con esta novela, Vargas Llosa demuestra una vez más ser -hoy por hoy- el mejor escritor latinoamericano del siglo 20 (y no me olvido de García Márquez y su premio Nobel).
    Comments 4 Comments
    1. orkcloud's Avatar
      orkcloud -
      Muy bien de nuevo Odila. Para mi tiene los elementos necesarios para ser una buena reseña. Me da un panorama general de que voy a esperar, me cuenta algo del final (lo cual será sin duda un exceso para otros) y me da la opinión personal del que reseña que aún siendo un elemento subjetivo es importante, pues te habla de un texto que causo efectos. Que no fue inocuo.

      Bien. Saludos
    1. Regísima's Avatar
      Regísima -
      Gracias, Odila, por tu excelente reseña.
      Voy a buscar leerlo.

      Saludos!
    1. Tatiana's Avatar
      Tatiana -
      Quote Originally Posted by orkcloud View Post
      Muy bien de nuevo Odila. Para mi tiene los elementos necesarios para ser una buena reseña. Me da un panorama general de que voy a esperar, me cuenta algo del final (lo cual será sin duda un exceso para otros) y me da la opinión personal del que reseña que aún siendo un elemento subjetivo es importante, pues te habla de un texto que causo efectos. Que no fue inocuo.

      Bien. Saludos
      Una vez màs por tus palabras, por tu ayuda y por permitirme expresar mis ideas a traves de tu revista. Vargas Llosa para mi es un autor muy especial.Conozco el Peru aunque no conozco la sierra, pero a traves de èl es como si viviese ahi.Sè lo terrible de esa parte de la historia que se viviò y sè que lamentablemente esas cosas sucedieron
      Saludos
    1. Tatiana's Avatar
      Tatiana -
      Regìsima, tus palabras son el mejor estìmulo para mi, tratarè de mejorar cada vez màs en mis apreciaciones y mientras me den oportunidad de seguir siendo parte de vuestra revista me sentirè muy halagada si puedo aportar mis puntos de vista.
      Un fuerte abrazo.
    Comments Leave Comment

    Click here to log in

    Escribe con minúscula la TERCERA letra de la palabra "TRINCHERA"